Gimmy, estoy aterrorizado ante el inminente triunfo del pelón ese de Alfaro en la elección para alcalde de Guanatos, sé que hemos tenido pésimos alcaldes, ratas, corruptos, idiotas, imbéciles, tanto priistas como panistas, pero este tipo me da terror solo de ver su foto con su sonrisa irónica y malévola diciendo: sí, tú sabes que yo lo voy a hacer, que yo te voy a joder más que todos mis predecesores, que al igual que a Tlajomulco, voy a convertir a Guanatos en un laboratorio de drogas sintéticas y en un almacén de gasolina robada. No puedo dormir de pensar en mi cocina convertida en un narco laboratorio y en mi aljibe rebosando de gasolina robada. Hace días, bromeando con mi hija de 24 años, puse la foto de Alfaro en la cabecera de su cama porque sé que ella lo admira. Siguiendo la broma ella puso la misma foto bajo mi almohada. Esa noche cuando la descubrí pegué tal grito de terror que desperté a todo el vecindario, huelga decir que esa noche no dormí. Gimmy, por favor ayúdame ¿Qué puedo hacer para soportar y superar esta situación? créeme que ya no puedo más…..

 

Tapatío Aterrorizado.

Sí, sí, señor Tapatío Aterrorizado: esperé justo a la veda electoral para responder a su carta y déjeme decirle que dudo si de verdad usted quiso firmar su petición como Tapatío Aterrorizado o más bien debería llamarse usted Tapatío Supremamente Ingenuo Que Se lo Cree Todo.

Es que dígame, ¿acaso nació usted ayer y no sabe que las elecciones son una fantochada? ¿O qué? ¿Usted se cree que el señorcito Aristóteles va a dejar que Guadalajara sea un puesto de avanzada del partido de oposición? ¿No le han dicho que el PRI gobierna en Jalisco? Porque mire que lo veo a usted más ingenuo que a los jovencitos que creen que en serio Movimiento Ciudadano es la gran cosa y que en serio pueden quitar al PRI del gobierno; lo que me lleva al segundo motivo por el que creo que usted derrocha ingenuidad e inocencia en todas sus palabras: ¿en serio se cree que Alfaro será peor que todos sus predecesores?

Alfaro y su contrincante. Ambos lucen psicópatas.
Alfaro y su contrincante. Ambos lucen psicópatas.

Mire Don Tapatío, aquí en la prisión y allá afuera en la vida uno escucha de todo: así como está usted teniendo ataques de pánico y pasando terrores nocturnos porque cree que todo estará peor con Alfaro, hay otros que van al psiquiatra y hasta se internan en el manicomio para lidiar con el pavor que les causa la idea de que el PRI siga gobernando en Guadalajara. Están convencidos de que van a convertir la ciudad en un Estado policial lo mismo que usted cree que su cocina está a punto de devenir en narcolaboratorio así que, ¿lo ve usted? La política es un asunto de percepciones infundadas, un concurso de maldad con espectadores que portan la camiseta del menos malo y andan por ahí con su fanatismo igual que los fanáticos del fútbol que se aficionan a un equipo que ofrece exactamente lo mismo que todos los anteriores.

Seguro usted es voto duro del PRI y por eso se imagina que si no gana el PRI vendrán catástrofes terribles y hasta tornados como los de Ciudad Acuña; y, como es voto duro del PRI, no tiene ni caso que le diga lo siguiente pero igual se lo voy a decir para alegrarle la mañana: un político no puede ser menos malo o en su defecto ser peor que todos los otros. Si no se ha vuelto el peor es sólo porque no ha tenido la oportunidad de hacerlo o porque no le han hecho tan mala prensa de sus malas acciones.

Imagínese que compra usted un boleto para participar en la rifa de varios alacranes: ¿en serio cree que puede salirle un alacrán peor que todos los otros o bien un alacrán más buena onda? ¿El alacrán calvo es peor que el alacrán con barba? ¿En serio? ¿No le parece que son todos igual de alacranes?

Así que yo creo que su problema no es la posibilidad de que Alfaro gane las elecciones, no, su problema es psiquiátrico. Quizás usted padece de ansiedad crónica o de ataques de pánico y no lo sabe y le echa la culpa a Alfaro sólo porque está muy feo.

O quizás usted necesita empezar a verle el lado amable a las cosas: ¿Que si Alfaro gana -cosa improbable- y convierten su cocina en un narcolaboratorio? ¡Pues trabájelo! ¿Qué nunca conoció a un tal Heisenberg? ¿Que si llenan su aljibe de gasolina robada? ¡Pues véndala! Un ingresito extra robado de Pemex no le viene mal a ningún hogar, se lo digo yo que ordeñaba ductos para ganarme la vida cuando estaba más jovencillo.

Benefíciese del mal, señor Tapatío. Quizás esto es un mal consejo y quizás el hecho de que todo el mundo ve el mal y en lugar de combatirlo lucran con él es la razón por la que el país está jodido, pero bueno, ¿qué esperaba de mí?, ¿que le diera un consejo moralino?

No, no, usted aprenda a verle el beneficio al asunto y si de plano no puede, pues siempre puede, ya sabe: internarse en el manicomio o mudarse a una ciudad gobernada por el PRI, el país es muy ancho.

Ánimo con la jornada electoral y saludos a usted y a su hija que –yo estoy seguro- no admira a Alfaro –¿quién podría? Está muy feo– y sólo quiere hacerle bromitas.

Espero que usted encuentre de nuevo propaganda bajo su almohada o peor: que lo llamen a la una de la mañana para desprestigiar a los candidatos de oposición.

¡Felices elecciones!

Tu Amigo Gimmy.

Anuncios